viernes, 17 de febrero de 2017

CÓDIGO DE POLICÍA: UNA OPINIÓN INFORMAL DE UN NO EXPERTO

Siempre que hay capacitaciones con la policía, ellos enfatizan mucho en que los ciudadanos pongamos las denuncias, a ellos los presionan por capturas y nos recalcan la importancia de las denuncias que es el material para ellos actuar. Pongamos el caso que todas las denuncias se colocan y que tienen que arrestar cien veces más personas que las habituales, ¿qué van a hacer con ese gentío? Si con las personas que les llega las cárceles están sobre saturadas y no saben qué hacer. Es más, el Estado está obligado a asistir a los niños que quedan aguantando hambre o con enormes problemas psicológicos cuando es detenido su progenitor infractor, entonces esta sociedad ¿en qué queda si hipotéticamente harían mil cárceles más? Entonces vuelve y juega, el Estado se da cuenta que no da abasto para recoger todos esos infractores a la norma, no tiene donde meterlos, no puede agruparlos en los estadios como hacían los dictadores del cono sur con sus opositores. Y vuelve y juega el Estado concluye que está metido en una sin salida y después de mucha vuelta cae en cuenta que todos esos infractores no hubieran llegado a ello si hubiera una buena educación. Entonces de nuevo se acercan al sector educativo con un decreto sobre esos temas y como siempre no aumentan un centavo para llevar a cabo esos proyectos en los colegios (proyectitis). Los he de ver dentro de varios años pidiéndole cacao al sector educativo para que ayude a mermar los índices de infractores. Somos un pueblo mal educado, no en el sentido como nos decían los viejos de “deje de ser maleducado” sino que somos un pueblo sin educación producto de una mala educación. Estoy convencido que teóricamente los gobernantes del mundo saben cómo hacer buena educación pero estoy absolutamente seguro que se hacen los “bobos” frente a esto. Cuando critico tengo que tener una propuesta: la sociedad y el Estado le tiene que meter a la educación como lo fundamental para resolver los problemas sociales, de resto es un callejón sin salida.

No hay comentarios:

Se ha producido un error en este gadget.