martes, 10 de agosto de 2010

PRINCIPE Y PRINCESA DIVORCIADOS

Hay una especie de ilusión que se forma en la niñez para conseguir la pareja ideal, el príncipe pasa por miles de peripecias para quedarse con la princesa, finalmente se casan y son felices para toda la vida. Esa ilusión se concreta con la relación más profunda que lleva a un matrimonio o acompañamiento a largo plazo, pero cuando ese acuerdo se rompe, se siente que el mundo se acabó.

Hay una capacidad de superar las dificultades en la vida, algunas personas la tienen y otras no, unas se recuperan de los problemas de la vida, otras con problemas insignificantes se mueren; lo mismo con las separaciones, hay quienes organizan rápidamente su vida y otros se mueren pensando en su relación pasada, como un disco rayado, no vuelven a conseguir pareja. 

Enrique

No hay comentarios:

Se ha producido un error en este gadget.